“Falta de áreas verdes está marchitando a San Bernardo”

Carlos Otárola, técnico agrícola, propone convenio con canalistas del Maipo para crear más áreas verdes

El problema de la sequía es grave en todo el país. El déficit de agua es serio. Durante los últimos diez años, la zona central ha mostrado carencias sostenidas en las precipitaciones, registrándose en 2019, un déficit de 76% de lo que se considera un año normal.

En diciembre de 2019, 79 comunas están bajo la categoría de “zona de escasez hídrica” según la Dirección General de Aguas (DGA).

El 72% de la superficie de Chile sufre de sequía en algún grado. 156 de las 345 comunas del país presentan riesgo de desertificación, amenaza que podría afectar a más de seis millones de habitantes (38% de la población).

Entre esas comunas se encuentran San Bernardo, Buin, Paine, Melipilla, Curacaví, María Pinto, San Pedro, Padre Hurtado, Peñaflor, Talagante, El Monte e Isla de Maipo, San José de Maipo, Puente Alto y Pirque. Toda la zona sur de la región Metropolitana.

Para el técnico agrícola, Carlos Otárola Cerda, ex concejal y que postula nuevamente al cargo en la municipalidad de San Bernardo, es factible tener más áreas verdes en la zona, especialmente en la capital del Maipo. Esto con un trabajo que conjugue y potencie a privados y públicos para mejorar la calidad de vida de sus habitantes.

“Durante mi primer periodo como concejal trabajé, entre otros proyectos, uno que estuvo relacionado con la mejor utilización de las acequias en San Bernardo, sistema que se utiliza desde la fundación por don Domingo Eyzaguirre.

Entonces hay que conversar con la Asociación de Canalistas del Maipo, para ver su factibilidad nuevamente, porque en ese tiempo existía la factibilidad. Un beneficio, por ejemplo, es el regadío de árboles, plazas y parques. El camión aljibe pasa y moja solo la capa superior. Regar con el sistema de acequias significa regar las capas más profundas. De esta forma, las plantas conservan más tiempo el agua. Se ahorra agua y se pueden crear nuevas áreas verdes, para refundar la villa con lugares más amables.

La sequía y la falta de áreas verdes están marchitando San Bernardo y a toda la región del Maipo. Creo que es factible tener una ciudad con más verde, con huertos familiares, con mejor calidad de vida, con inteligencia, pero también repasando la historia. Porque es necesario que recuperemos el patrimonio para hacer una ciudad mejor, con más posibilidades. Y hablo de un patrimonio cultural, histórico, artístico y humano. En este sentido, otra causa que debiera ser de todo el pueblo es el Gimnasio Ferroviario, por tratarse de un recinto con historia para el deporte de la comunidad. Se trata del último bastión de una época  brillante, como fue el tiempo de la maestranza.

Tenemos que agudizar nuestros sentidos especialmente con la naturaleza, debemos recuperar la flora y construir nuevos lugares que permitan a los habitantes de esta zona mejorar su calidad de vida. Aún hay lugares en la comuna donde no llega el agua potable”.

IMAGEN / Carlos Otárola /20 punto 10

Temas relacionados