Diputado Soto presentó un oficio al Banco Central

Para conocer cuál fue la participación del organismo en los tres primeros retiros del 10%

Dos gestiones paralelas se realizaron durante esta jornada en Santiago y Valparaíso con un objetivo común. Aclarar las declaraciones del diputado Guillermo Ramírez, (UDI) quien dijo que los retiros de fondos de pensiones anteriores fueron pagados por el Banco Central y no por las administradoras.

El diputado del Partido Socialista, Leonardo Soto, Distrito 14,  presentó un oficio al Banco Central para saber cuál fue la participación del organismo en los tres retiros de fondos desde las AFP.

“A fin de clarificar aspectos que son de interés público respecto a la actuación del Banco Central en la materia, dadas las dudas generadas en la ciudadanía ante las declaraciones del señor Ramírez, solicito informar sobre la supuesta existencia, en línea con la declaración expuesta, de préstamos a las Administradoras de Fondos de Pensiones con el objeto de solventar los pagos relativos a los retiros del 10% de los fondos previsionales.

Asimismo, informar los resultados de las acciones desarrolladas por el Banco Central ante los citados retiros en cumplimiento de su mandato de velar por la estabilidad de la moneda y el normal funcionamiento de los pagos internos y externos, tales como el programa especial de Compra al Contado y Venta a Plazo (CC-VP) y la ventanilla REPO con acuerdos de recompra”.

“¿Tú sabes quiénes pagaron el primer, segundo y tercer retiro de las AFP? No fueron las AFP, el que pagó eso fue el Banco Central, le prestó ese dinero a las AFP, que después tienen que devolver, justamente para que las AFP no tuvieran que vender todos los activos y no se fuera toda la economía y valores al suelo. Ahora el Banco Central ha dicho que no dará plata para prestarle a las AFP y que si hay un cuarto retiro van a tener que vender todos los activos y eso va a hacer que la Bolsa se derrumbe”.

Ante la conmoción general por estas declaraciones del diputado Ramírez el Banco Central a través de un comunicado, respondió sus dichos.

  “Desde noviembre de 2019, el BCCh ha adoptado un conjunto de medidas excepcionales para enfrentar episodios de volatilidad financiera, asociados a ajustes abruptos y significativos de portafolio. Todas estas iniciativas, enmarcadas en su mandato legal, esto es el resguardo de la estabilidad de la moneda y la estabilidad del sistema de pagos, han tenido como objetivo principal mitigar el impacto de estos episodios sobre los mercados y, por ende, sobre las condiciones financieras que enfrentan las personas”.

En esa línea, el organismo explicó que tras la entrada en vigencia de los retiros, lo que involucraba una importante liquidación de activos por parte de las AFP, y con el fin de preservar la estabilidad financiera, se implementaron una serie de medidas. Ello, con el objeto de facilitar la liquidación masiva de activos, y así mitigar disrupciones y volatilidad excesiva de los mercados financieros, incluyendo el valor de los propios fondos de los afiliados. Cabe notar que los retiros anticipados de fondos de pensiones totalizan cerca de US$ 50.000 millones, equivalentes a un 20% del PIB aproximadamente.

Temas relacionados